20 abril 2015

Muffins de maíz y miel {100% gluten free}

Un pan encima, un pan debajo y un chorizo a la brasa entre un pan y otro. Nadie en este mundo debería verse privado de algo así. Pero tengamos mente abierta, que hay muchas posibilidades y me refiero al pan, que el chorizo no me lo cambie nadie. El manjar no se ve disminuido en ningún caso si el pan no está hecho de harina de trigo. Así que, celíacos del mundo, abracemos los bocatas en pan de maíz que son igual de bocatas. Yo me he estrenado con la harina de maíz con estos muffins y me han encantado.

Cada vez estoy conociendo más gente que tras largas temporadas de malestares digestivos (os ahorro los detalles de la sintomatología porque aunque todos cagamos hacemos de cuerpo no está bien visto comentarlo en público) descubren que son celíacas. Al parecer, a estos malestares digestivos se asocia irritabilidad y cambios de humor. Vamoavé,  que si a mí, que encuentro en la manduca el mayor de los placeres terrenales, resulta que se me empieza a revolver todo cada vez que me doy un homenaje gastronómico, me como un bocatacalamares,  o un brioche calentito y esponjoso, os aseguro que empezaría a plantearme la razón para existir. Así que ser celíaco y no saberlo debe de ser para volverse loco.
Otra cosa es cuando ya te diagnostican. Al fin sabes que no eras tú, sino el gluten. Pues guerra al gluten, y quí suele estar el fallo más grande. Nos ponemos el traje de Terminator  que escanea todo y en cuanto detectamos gluten, destrucción. Y adiós a los bocatas, a los muffin y a muchas cosas ricas. Y sí, si no digo yo que no se pueda vivir, pero a mí en esas circunstancias que me desenchufen…
Y yo os digo NO A LA GUERRA a los bocatas ni a los muffin. Sí a la GLOBALIZACIÓN y a traer a nuestra cultura gastronómica harinas de otros cereales. Que el mundo es muy grande y no hace falta ser celíaco para conocerlas. No al paletismo en harinas.
He comprado harina de maíz buscando una receta de muffins ricos sin gluten para enseñarle a una amiga celíaca reciente que no hay que renunciar a nada. Y me ha gustado tanto el sabor, la textura y el resultado, que pienso utilizarla para probar otras cosas. Una opción segura van a ser los talos  con chorizo que comí hace siglos en Bakio, en una fiesta popular. Son parecidas a unas tortillas mexicanas pero más gruesas y con un sabor a maíz muy intenso, que se comen con un chorizo a la brasa dentro.  Es el tipo de bocata, (el de Bakio es bokata) en el que pensaba al abrir este post. No me digáis que no es un manjar. Pues de exclusividades celíacas nada, esto es para todos los públicos, así que lo haré a no mucho tardar. Prepárate amiga Raquel, que esos talos, con chorizos gallegos dentro ya me están haciendo saltar las lágrimas.


Pero vamos con los muffin que son muy monos. Amarillitos y contundentes. Para hacerlos completamente libres de gluten he utilizado una mezcla de harina de maíz con harina de arroz y maizena. Si no sois celíacos y queréis experimentar con la harina de maíz podéis sustituir las harinas de arroz y la maizena por harina de trigo normal y así vais probando. El resultado será ligeramente más esponjoso que el libre de gluten total.
La pega que tienen estos muffins es que aguantan mal el paso del tiempo así que calentitos y del día es como mejor están. Podéis probar a hacer tandas pequeñas. Con las cantidades que os pongo aquí, a mí me salieron 7. También podéis conservarlos en el frigorífico y darles un golpecito de microondas antes de comerlos si os sobran. Esto no lo he probado porque nosotros los comimos entre una tarde y la mañana siguiente, pero se me ocurre que pueda dar buen resultado.


Ingredientes
  • 85 grs de harina de maíz
  • 45 grs de harina de arroz
  • 45 grs de Maizena
  • 80 grs de azúcar, si eres muy goloso puedes subir a 100 grs
  • 1 cucharada sopera de levadura química (Royal)
  • Una puntita de cucharadita de canela en polvo
  • Una pizca de sal
  • 60 grs de mantequilla derretida
  • 120 grs de leche
  • 1 huevo
  • 40 grs de miel
  • 1 cucharada sopera de aceite de girasol
  • 1 cucharada sopera de yogur griego


Preparación
  1. Precalienta el horno a 200 grados y engrasa un molde de 6 muffins más una cápsula adicional (a mí me salieron 7 en total) o ponles cápsulas de papel. Si tu molde tiene las cavidades para los muffin más pequeñas usa uno de 12.
  2. En un bol mezcla las harinas de los tres tipos, el azúcar, la levadura, la canela y la sal.
  3. En un cuanco apto para microondas funde la mantequilla, y deja templar ligeramente. Añade aquí el huevo batido, la leche, la miel, el aceite de girasol y el yogur y bátelo todo hasta que se integre.
  4. Añade los ingredientes líquidos a la mezcla de secos y mezcla con una espátula sin sobrebatir la masa, lo justo para que se integre.
  5. Rellena las cavidades de muffins hasta ¾ de su capacidad o incluso un poquito más.
  6. Espolvorea cada muffin con un poco de azúcar y otro poco de la harina de maíz
  7. Hornea durante unos 10 minutos a 200 grados y luego baja la temperatura a 180 grados durante otros 5 minutos. Pero ve comprobando a partir de los 12 minutos para que no se hagan más de la cuenta o quedarán duros y secos.
  8. Al servirlos puedes echarles un chorrito de miel por encima o comerlos tal cual, o ponerles un poco de una confitura rica. Yo tenía este tarrito de frambuesas y le quedó de escándalo. Además la el contraste con el color amarillo de los muffins era muy bonito.
  9. Como os decía, mejor recientes que de un día para otro.

No hace falta ser tan drásticos. No mates al boKata.


Image and video hosting by TinyPic

6 comentarios:

  1. Pintaza, como siempre!! y tengo harina d maiz en casa, asi q los probaré fijo! luego t cuento!
    besote
    Flor

    ResponderEliminar
  2. Es verdad que a veces los celiacos o intolerantes les cuesta más abrir nuevos caminos, bastante duro es ya la prohibición de alimentos. Pero es cierto que hay infinidad de productos sin gluten que se pueden preparar en casa. Estos tuyos tienen una pinta que no veas. Y el bokata que nombras ni te cuento. Un besote
    Monie

    ResponderEliminar
  3. Pues tienen una pinta increíble y los voy a probar, que aunque no tenemos problemas con el gluten, no por eso vamos a privarnos de comer una delicia sin gluten... además, que tengo harina de maíz en la despensa y en algo hay que gastarla :)
    besos guapa!

    ResponderEliminar
  4. Tienen muy, muy buena pinta!! Está bien ir cambiando de harinas, sí. Y es verdad que hay mucha gente celíaca cada vez más, además de intolerantes al gluten, que es bastante difícil de saberlo con certeza. Muy buena idea este post para animar a aquellos que no pueden comer harina con gluten.
    Un beso

    ResponderEliminar
  5. Cada día salen mas casos a nuestro alrededor con este problema y aunque suene a tópico, parece que siempre decimos lo mismo, no es justo que se tengan que modificar las costumbres alimenticias o sino pagar un alto precio por poder degustar ese bocata de chorizo en un pan sin gluten, en fin, esperemos que esto cambie y las empresas sean conscientes de que se aprovechan de una enfermedad, no de un capricho.
    En cuanto a las muffins una delicia Bea ;-)
    Besos y feliz semana.
    Nieves

    ResponderEliminar
  6. A nosotras nos encanta la harina de maíz, pero nunca hicimos con ella mufins , tendremos que solucionarlo.
    Estos tuyos tienen una pinta genial.
    Besos crisylaura.

    ResponderEliminar

Dime qué te ha parecido o pregúntame lo que quieras

Post nuevo Post antiguo Home
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Blogging tips